Connect with us

Columnista

Opinión

Publicado

en

“Jóvenes” 80,000 nuevas razones para el 6 de junio

Miguel Ángel Valdivia de Dios

Estimados paisanos,

Según reporte del INE, en Tabasco votarán por primera vez 80,000 jóvenes que se registraron en el Padrón Electoral entre el 2018 y el 2021, que representan el 4.5 por ciento de la Lista Nominal, y que formarán parte del 28 por ciento del padrón de jóvenes de 18 a 30 años, lo que hace a 497,728 electores.

Cómo llevarlos a las urnas es todo un desafío porque desde edades tempranas muestran poco interés en la política, han crecido viendo la corrupción, escuchando mentiras o promesas que nunca se cumplieron y no tienen esperanza de que algo cambie independientemente de que partido o político esté en el poder; lo que se observa en ellos es una decepción generalizada de la política.

Lamentablemente, se ha perdido la confianza de los jóvenes y con ella el interés por la política, cuando esta es esencial para que las sociedades funcionen adecuadamente.

En Tabasco no lo hemos hecho bien.

Quizá si percibieran que su voto podría marcar la diferencia en una elección se involucrarían más; si sintieran que no son ignorados por los políticos, que realmente se preocupan por ellos, más que querer controlarlos o limitarlos se aventurarían a participar; si de verdad se vieran representados por los actores políticos en sus intereses y animados por ellos a involucrarse en política darían un paso adelante.

Pero no es así.

Seamos realistas, parafraseando al analista Juan Arias, muy pocos conectamos con los jóvenes que son pospolíticos y pragmáticos que viven en el mundo del internet, su ADN tecnológico y moderno choca en buena medida con el ADN conservador de los partidos políticos que están en crisis y de las prácticas políticas tradicionales que son estáticas, que en poco o nada han cambiado para adaptarse a las nuevas generaciones que son más dinámicas, que no distinguen colores de partidos, entre izquierdas y derechas o entre liberales y conservadores, y que son indiferentes al sistema político, por eso estamos perdiendo a los jóvenes.

Me pregunto, ¿qué tanto se ha hecho desde la política por las generaciones de jóvenes en las últimas décadas que se saben desconectados socialmente, excluídos del mercado laboral, de la educación y de la participación política o que se quedaron esperando una oportunidad para poder volar y materializar sus sueños y aspiraciones?

También me pregunto, ¿Dónde estábamos los políticos para darles una idea que los inspirara y para ejercer un liderazgo que los guiara para alcanzar sus sueños?, ¿Qué políticas públicas pusimos en marcha para apoyarlos y tuvieran un futuro o realizaran sus proyectos más anhelados?, ¿Cuánto hemos puesto en nuestras prioridades o en las listas de intereses políticos las necesidades de los jóvenes?

Quisiera que esta elección fuera un parteaguas para poder empezar a cerrar la enorme brecha que existe entre la política y los jóvenes, abriendo los espacios para su participación y dándoles voz en la toma de decisiones que afectan a sus vidas.

Espero que a la hora de pedir el voto de los jóvenes no los volvamos a defraudar, que abordemos con seriedad la política con ellos, que conectemos con su necesidad de cambios y que nos movilicemos a la velocidad que sus últimas generaciones demandan.

Así que váyanse con cuidado autoridades electorales -que también deben de ponerse en sintonía con el mundo de los jóvenes facilitándoles votar online a través de una APP y/o sitio Web-, partidos políticos y candidatos cuando de motivar a los jóvenes a votar el próximo 6 de junio se trate, ya que se han vuelto inmunes al engaño, a la coerción y a la violencia institucional porque están viviendo en una realidad que hoy no les dice nada.

A ellos se les convence escuchándolos con un auténtico interés y preocupación en sus problemas, hablándoles con la verdad y con las ideas correctas para mejorar sus vidas en las ofertas de campaña y mostrándose con los pies en el suelo, abiertos a nuevas ideas e inflexibles ante la corrupción.
Estos jóvenes pueden ser determinantes el próximo 6 de junio y en el futuro, su participación no termina con las elecciones y seguro estarán en la primera fila en tiempos de gobierno para abrir caminos nuevos.
Sosibilidad de votar online a través de una app segura y/o sitio web n la calle, en los trenes, en el Posdata: Aunque no soy funcionario público sí me quiero sumar a la “veda electoral” con mis opiniones, ya nos volveremos a encontrar si Dios quiere después de las elecciones.

Compartir:
Continuar Leyendo

Columnista

Proyecto “CCC”

Publicado

en

Las Fuerzas Armadas. Pilar de la 4T

César Graciano Calvario
csargraciano007878@yahoo.com
Hay que decirlo sin ambages. El Ejercito, la clase militar, es un poder en sí, dentro del sistema político del Estado. En cualquier Estado. Díganlo si no los USA, cuya economía depende en gran medida de la industria armamentista. Con su complemento la industria aeroespacial. Son un pilar de cualquier gobierno. Ninguno puede gobernar prescindiendo de él.

En México lo han incluido en su operación gubernamental los gobiernos del pasado prianista y ahora lo incluye el de la 4T. Solo que en el prianato el Ejercito fue usado para hacer el trabajo sucio. Evitar mancharse las manos de sangre. Desatar “guerras” convencionales contra la delincuencia organizada, con oscuros propósitos. El gobierno de la 4T recibió un Ejercito lastimado. Presa del descredito público. Desprestigiado. Con sendos expedientes en los cuales se le involucra como responsable de la agresión del Estado contra la población.

En tal circunstancia, el propósito estratégico del presidente AMLO fue generar las condiciones, facilitar, que el Ejercito pudiera lavarse la cara para lucir una nueva ante el pueblo. Y a casi cuatro años de distancia puede decirse que se ha logrado tal propósito. La gente ha recuperado la confianza en la institución armada, y esta se encuentra en vías de producir beneficios tangibles para ella. Amén de resolver, dictaminar y sentenciar los expedientes pendientes ante la sociedad.

Estamos viendo como AMLO ha puesto a trabajar la mano de obra de poco más de medio millón de mexicanos integrantes de las fuerzas armadas, que, habiendo sido pagados, no eran aprovechados racionalmente. Ahora lo hacen en las tareas requeridas. Así mismo ha responsabilizado de grandes proyectos, empresas, programas, y hasta sectores de la administración pública federal, a miles de profesionales militares, calificados.

De esta forma el presidente ha responsabilizado a la institución militar de construir grandes aeropuertos, infraestructura estratégica, administrar aduanas portuarias, supervisar la construcción del Tren Maya para posteriormente administrarlo y operarlo, obra hidráulica para el norte sediento, y ahora le ha encargado la seguridad pública de la población con la Guardia Nacional.

Esto es a lo que la oposición reaccionaria y conservadora amen de amnésica y flagrantemente impúdica y descarada, llama Militarización. Un vocablo de profunda connotación golpista en el marco del penoso pasado de muchos países con una débil institucionalidad. Pero NO. En nuestro caso, actualmente, las fuerzas armadas son uno de los pilares del gobierno de la 4T.

…a pie de carretera
Gerardo Priego
Se dice que el pendenciero, pero oscuro, panista, forma parte del “sindicato” que controla aquello que llaman partido acción nacional, o lo que, de el queda, en Tabasco. Sus no más de mil elementos actualmente registrados en la oficina instalada en Villahermosa, que ni registro local oficial tiene. Si Ud. ha sido de los pocos que han tenido que escuchar su virulenta chachara, ya sabe que solo usa el aparato partidista como parapeto para su fusil de francotirador del régimen. En este marco, su última hazaña fue enviar a una inocente muchachita llamada Elda Mier y Concha, a fajarse con el conductor de Telereportaje, Emmanuel Sibilla, para conectarle información sobre el programa de reactivación política local del pan. Aquello fue una masacre. No por la mala intención del entrevistador, sino por la novatez de Eldita para emprender esa misión suicida. Una cobarde actitud más de Priego. ¿Porque no da la cara a la sociedad para que sepan que es un panista frustrado. O acude a Telreportaje a dar respuesta a los que podría interesarnos saber de sus truculentas actividades? Si. Ya sabemos. Es pedirle demasiado.

El secretario de la obra pública estatal, acaba de darnos una magnífica noticia. Se construirá otro Palacio de los Deportes. En sustitución del actual, y muy probablemente en el mismo sitio. Lo cual vendrá a facilitar la recuperación de una de las zonas de mayor tradición en la vida de Villahermosa: su Ciudad Deportiva. Nunca debidamente aprovechada, pero que ahora podría ser objeto de un proyecto modernizador integral. Sobre todo, considerando que ahí tendrá asiento el nuevo estadio de Beisbol. De esta forma las nuevas generaciones podrán disfrutar del entrañable espacio que disfrutamos las antiguas. Tenga buen finde. Regreso a buscarle el martes proxy. Aburrrr!!!!!!!!

Compartir:
Continuar Leyendo

MINUTO A MINUTO

DIRECTORIO - PRIVACIDAD



Copyright © 2019 Rumbo Nuevo, El Diario de la Vida Tabasqueña Ramón Galguera Noverola #107 Col. Reforma C.P. 86080 Villahermosa, Tabasco, México