Connect with us

Columnista

Agrotendencias

Publicado

en

Hay que escuchar a los sabios, a la naturaleza por ejemplo! (tiempo estimado de lectura: 6 minutos)

“Si desaparecieran todos los insectos de la Tierra, en menos de 50 años toda la vida en la Tierra desaparecería. Si todos los seres humanos desaparecieran de la Tierra, en menos de 50 años todas las forma de la Tierra florecerían” Jonas Edward Salk

Elisabeth Casanova García
afgha@hotmail.com
Jorge Quiroz Valiente
917 1067165
La frecuencia de los huracanes de alta intensidad se ha incrementado en las últimas décadas, por lo que es necesario comprender sus impactos en la diversidad biológica. La perturbación por ciclones se suma a la perturbación antrópica y genera efectos importantes en los ecosistemas. El papel de las especies animales, en el mantenimiento de la integridad ecológica de las regiones tropicales, es relevante ya que interactúan en varias funciones del ecosistema. Actualmente la ciencia ha descrito aproximadamente 2 millones de especies, aunque se cree que podrían existir casi 9. También se sabe que el 99% de todas las especies que han existido alguna vez en la historia de la tierra, están extintas.

Los insectos tropicales, son asombrosamente diversos y abundantes, pero reciben una atención científica marginal. En los entornos tropicales, los insectos participan en la regulación y el apoyo de los servicios de los ecosistemas, como la dispersión de semillas, la polinización, la descomposición de materia orgánica, el ciclo de nutrientes, la herbivoría, las redes alimentarias, ayudan a regular la diversidad vegetal, la fotosíntesis, la fertilidad del suelo, la estructura del ecosistema y la calidad del agua. Los cambios globales actuales que afectan la diversidad y distribución de los insectos podrían alterar a los ecosistemas y al bienestar humano. Por lo tanto, es vital un aumento del conocimiento de las funciones de los insectos, para garantizar el desarrollo sostenible en un planeta que cambia rápidamente.

Los insectos también son componentes importantes de las redes tróficas, ya que apoyan y regulan la biodiversidad de los niveles tróficos superiores e inferiores y promueven el flujo de energía dentro y a través de los ecosistemas. Los ecosistemas biodiversos y equilibrados, a su vez, contribuyen con polinizadores silvestres de cultivos y biocontroladores de plagas y enfermedades.

Los insectos alcanzan la máxima diversidad y biomasa en los trópicos. Un trabajo reciente sugiere que de las 5.5 millones de especies estimadas de insectos en la Tierra, el 72% (3.9 millones) son tropicales. En términos de biomasa, se ha descubierto que las hormigas y las termitas comprenden un tercio de la biomasa animal total en las selvas tropicales. Sin embargo, en comparación con los vertebrados, los insectos siguen estando infrarrepresentados en la literatura científica, y solo el 18% de la literatura mundial sobre conservación se ocupa de los invertebrados, en comparación con el 75% que se centra en los vertebrados. Proporcionalmente, hay más vertebrados representados en las Listas Rojas de la las instituciones sobre conservación, por lo que los

invertebrados a menudo se descuidan en la planificación de la conservación. Sin embargo, desde 2010, los invertebrados han recibido más atención en los artículos publicados en las principales revistas centradas en la biodiversidad y la conservación, probablemente debido a la mejora del conocimiento taxonómico y una mayor conciencia pública sobre los ecosistemas, especialmente donde la diversidad disminuye y desafía el funcionamiento.

La mayoría de los estudios sobre este tema se realizan evidentemente sobre herbivoría (45%), seguido de polinización y descomposición (23%, cada uno). La mayor parte de la investigación (71%) se realiza en el Continente Americano, y Brasil aporta el 38% de todos los estudios tropicales y México es el segundo lugar junto con Panamá con 8% cada uno de las publicaciones de 2017 a 2020.

En estudios recientes se ha documentado la disminución gradual y muy visible de la densidad de insectos y la riqueza de especies de México y Centroamérica desde 1953 y las razones son muy evidentes: intensa deforestación y la instensificación agrícola de áreas muy grandes, uso masivo de pesticidas, fragmentación del hábitat y, al menos desde la década de 1980, un cambio en la temperatura, las precipitaciones y la sincronización de las señales estacionales. Estamos perdiendo la mayor parte de la comunidad de insectos que todavía se encuentra en los bosques nubosos debido al secado de las cimas de las montañas tropicales, al igual que estamos perdiendo las enormes extensiones de comunidades de insectos que alguna vez ocuparon los suelos fértiles, el clima y el agua del trópico de tierras bajas. Hoy tenemos un acceso inimaginable a la biodiversidad del mundo a través de Internet, carreteras, educación y secuenciación del genoma; pero si nuestro mundo se sigue basando en una batalla constante con el mundo de los artrópodos, junto con las plantas, hongos y nematodos, la sociedad humana perderá la guerra.

Compartir:
Continuar Leyendo

Columnista

Stress

Publicado

en

Abusados, saldremos de la inundación del COVID 19 ,no
*El PRD, soy yo: Fócil

Emery Hernández Marín
jaguarsemanario@hotmail.com
No descuidemos lo mortal y desconocido, por lo temporal y ya conocido. Me refiero a la pandemia de Coronavirus, cuyos contagios siguen causando estragos en la economía y muertos que es lo lamentable. De la inundación, de la pobreza sales, o sobrevives, del COVID 19, muy pocos, y todavía lamentamos, y buscamos culpables por los más de cien mil muertos registrados en el País Ya estabámos fregados en el renglón económico luego de siete meses de estrictas medidas sanitarias, de encierro, de bajar la cortina en las empresas, cuando en Tabasco, uno de los más golpeados por la pandemia, quedó atrapado en semáforo rojo, y estábamos recuperándonos ya en semáforo Naranja y amarillo, y por prevención y seguridad de la gente el Gobernador Adán Augusto López Hernández y autoridades de Salud optaron por permanecer en el color naranja hasta el 15 de diciembre. Los casos de contagios bajaron, los fallecimientos también. Y que nos caen los Frentes Fríos, con el consiguiente desfogue de la Presa Peñitas. Han sido casi dos meses de incesante lucha con el agua.

No acabamos de salir del agua. Tampoco de la pandemia. La inundación es pasajera, en alguna s partes ya se ha secado. La gente empieza el retorno. Lo mejor, el Presidente Andrés Manuel López Obrador, implementó programas, para restaurar los daños. Controlar desfogue de la Presa Peñita.Dragar los ríos. En cambio la Pandemia no pasa, ni pasará, hasta que haya la vacuna y quién sabe lo efectiva que sea. Otra cosa, por contagiarte, por padecer COVID 19, no restauran daños, no hay vales, que reclamar.

Me olvidaba, ya pagan 11 mil pesos, para tus funerales.
Descuidarse, tiene castigo. Te contagias de SARS-CoV-2 y si bien resistes y llevas tu tratamiento, sanas, sino, mueres. Tanto los afectados por inundaciones, como los no afectados, tenemos que cuidarnos, ahora con mayor razón. Los casos positivos, han incremetado, los últimos días, de igual manera los hospitalizados. Secretaría de Salud, ha alertado, para extremar cuidados, evitar los rebrotes, contagios. No bajen la guardia. La pandemia, persiste, cada vez escuchamos miles de personas se han ido infectando.Países que ya habían salido de la pandemia, están de nueva cuenta confinados. Estados en México, vuelven a tener casos positivos.

En Tabasco, es proritario, no volver al semáforo rojo. Aquí es cuando debemos mostrar unidad. Ser cuidadosos en las medidas sanitarias. Evitar aglomeramientos, reuniones. Estamos a 15 días de lograr, ese paso tan deseado, para volver a las actividades más o menos normales. Ahora es más imperativo, por los daños causados por las inundaciones. Urge a la entidad volver a recuperar su actividad económica.

No nos descuidemos por la inundación- Esta no mata.De ella saldremos, así ha sido siempre. De la pandemia no. Tampoco sabemos cuanto tiempo más durará. La historia nos enseña, que cuando se han dado las pandemias anteriores, como la Influenza Española, duró años y fueron millones de muertos. Entonces en este siglo apenas estamos en el comienzo. De miles de muertos, pasar a millones, y tal vez no podremos contarlos.

Estamos en contingencia. En riesgo. No lo olviden.
Pongan su esfuerzo. Esmérense en mantenerse saludables. Y al final la recompensa será darnos el abrazo, seguir vivos.

De la inundación saldremos. No moriremos.

Jaguaradas
Confiamos, conforme bajen las aguas, habrá mejor reparto de despensas, Llegará a los lugares inaccesibles. Se está haciendo todos los esfuerzos. Labor encomiable, la del DIF Tabasco y la Presidenta Dea Isabel Estrada de López. En el acopio de ayuda humanitaria. Sobresale también el programa de atención a las mujeres embarazadas y días de dar luz.

El PRD, soy yo.
En el ámbito político, no gustó para nada, las declaraciones del senador Juan Manuel Fócil, quien se mostró soberbio, al hablar del reparto de las candidaturas a las alcaldías y diputaciones, donde el PRD, se siente sobrado, por encima del PRI.A los aspirantes a candidatos priistas no les gustó nadita. Con esas declaraciones Fócil, mostró ser el dueño del perredismo. El que reparte y se lleva la mejor parte. La voz cantante. El dirigente Javier Cabrera, es solo un títere. Con aliados así.

Compartir:
Continuar Leyendo

MINUTO A MINUTO

DIRECTORIO - PRIVACIDAD



Copyright © 2019 Rumbo Nuevo, El Diario de la Vida Tabasqueña Ramón Galguera Noverola #107 Col. Reforma C.P. 86080 Villahermosa, Tabasco, México