Villahermosa, Tabasco, México. Lunes 23 de Octubre del 2017

Trabajaré para transformación del estado: Fernanda Rguez.

Trabajaré para transformación del estado: Fernanda Rguez.

Un presente y futuro para todos, que los niños y jóvenes cuenten con mejores condiciones de igualdad y vida, que las mujeres sigan avanzando en este reconocimiento a sus propias causas, pero, sobre todo, que Tabasco sea parte de una transformación, que los valores sean lo que determinen la política y que, como sociedad viva en paz, es el anhelo de María Fernanda Rodríguez de Madrazo, quien afirmó que si el sueño de Federico es ser gobernador, no se van a equivocar en elegirlo, él vino a Tabasco a aportar ideas, cosas nuevas para poder tener un mejor Tabasco.

Gloria K. López
Rumbo Nuevo
Un presente y futuro para todos, que los niños y jóvenes cuenten con mejores condiciones de igualdad y vida, que las mujeres sigan avanzando en este reconocimiento a sus propias causas, pero, sobre todo, que Tabasco sea parte de una transformación, que los valores sean lo que determinen la política y que, como sociedad viva en paz, es el anhelo de María Fernanda Rodríguez de Madrazo, quien afirmó que si el sueño de Federico es ser gobernador, no se van a equivocar en elegirlo, él vino a Tabasco a aportar ideas, cosas nuevas para poder tener un mejor Tabasco.
En entrevista exclusiva con Rumbo Nuevo, el Diario de la Vida Tabasqueña; la esposa del Coordinador de la Fracción Parlamentaria del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) en el Congreso del Estado; deja claro también que servir a las personas, es la vocación que le ha dejado estar en diferentes lugares como voluntaria, por lo que está preparada para apoyar a su esposo a sacar adelante a Tabasco.
Considera que su Esposo podría llegar a ser Gobernador de Tabasco, aunque es un tema que no lo ha abordado él, en su interior trae una carrera política, tiene la capacidad, Tabasco con Federico tendría una persona preparada, honesta, con muchos valores, principios, su familia es su primer incentivo y su segundo es su trabajo.
“Creo que Federico tiene toda la capacidad de poder llevar al estado a un buen crecimiento tanto económico, como político, como cultural, como de valores, como humanitario, Dios dirá que vendrá en el futuro”, sostuvo.
Dejó claro que son tiempos de los jóvenes, porque tienen esa capacidad, pero tienen que estar bien maduros en lo profesional, en lo político para saber gobernar un Estado, y Federico lo está, él está preparado.
“Hoy los jóvenes tienen el tacto de lo que pasa, de lo que se necesita, los jóvenes son los que deben manejar el rumbo del país, nunca es malo un buen consejo de una persona con experiencia, es sabia”, añadió.
Resaltó que Pico, como cariñosamente llama a su esposo, Federico Madrazo Rojas, cree que, en el presente y futuro inmediato, la política no debe ser un medio para dividirse como sociedad; si no para unirse en torno a causas, a todos les duele muchas situaciones que hoy se viven como la inseguridad y el terrible desempleo; pero hoy queda claro que se requiere el esfuerzo de todos.
“En su actual desempeño como diputado y dirigente partidista, me siento orgullosa de que a pesar de las actividades que implican ambas funciones, a diario tenga el tiempo para realizar su función más importante de vida: ser padre”, aseveró.
Rodríguez de Madrazo subrayó que Federico es un ser humano al que tiene el privilegio de vivir con él, es un ser que se distingue por ser humano, por ver por las personas, él siempre ha dicho que, en la política, el motor para que un político pueda trabajar son los valores.
Destacó que su Esposo lo motiva saber que hay mucha esperanza en la gente, y esa esperanza que la gente le transmite lo llena de fuerza interna, por ello es que lo admira en el ámbito profesional, en el social, en el de las ideas y las acciones, pero, sobre todo, en el aspecto humano: esa es su gran fortaleza.
“Todos los días nos motiva despertarnos, hacer algo de deporte juntos, llevar a nuestros hijos a la escuela, platicar mucho con ellos y a partir de ahí, sabemos que debemos plasmar en trabajo diario nuestros anhelos”, indicó.

Aportar a Tabasco
María Fernanda Rodríguez resaltó que algo que admira mucho de Federico es que, desde muy joven, desde la época universitaria y posterior en su preparación académica en el extranjero, siempre tuvo el impulso y el deseo de regresar a Tabasco, pero regresar para tratar de aportar, para ir generando las condiciones de un Tabasco distinto.
Subrayó que no sólo se trata de compartir las metas de su esposo, si no contribuir a lograrlas, pues a ella la llena de satisfacción acompañarlo en las giras, estar con él mientras revisa pendientes en casa.
“Creo que también, que como esposa y como ciudadana comprometida con el presente y futuro apoyo muchas de sus iniciativas presentadas como la del Rescate de la Laguna de las Ilusiones, la Eliminación del Fuero, revocación de mandato y recientemente presentó una que me agradó mucho que es la inclusión de un mayor número de jóvenes a la posibilidad de participar en política”, señaló.
Rodríguez de Madrazo recalcó que es ahí donde puede ver que, desde la casa, los valores, hay que difundirles a sus hijos los valores, hay que enseñarles y como día con día, ver la necesidad que tiene la gente, es lo único que a su Esposo lo motiva.
“La esperanza de la gente, de poder ser mejores, de poder tener una mejor calidad de vida, yo no tengo ningún reclamo alguno, además de ser un diputado, ser el líder del Partido Verde, son funciones que le lleva mucho trabajo, siempre encuentra momentos de calidad para estar con sus hijos”, añadió.
Dijo apoyar completamente las metas de vida trazadas desde muy joven por Federico, él se ha preparado para ello, ambos están unos convencidos de que diariamente uno realiza acciones que pueden contribuir a cambiar la vida de muchas otras personas, por eso apoya que él, como miles de tabasqueños sale todos los días a perseguir su sueño.
Comparte con los lectores de Rumbo Nuevo que su esposo Federico Madrazo Rojas sale a trabajar y generalmente llega a su casa y convive con sus hijos hasta que se duermen, él se dedica a ver sus asuntos, sus apuntes, le platica cómo ve algunas cosas, o casos por los que está pasando Tabasco, eso la motiva mucho y he aprendido a comprender lo que es la política pero siempre desde la parte humana.
Recordó que cuando él le platica, ella siempre comprende por lo que es la parte humana, lo que le pida la gente, en la gente está lo que está pasando en la sociedad, y a partir de ahí el va a poder proponer políticas públicas, iniciativas.
Él siempre ha estado para servir al pueblo, por ello es que se siente muy orgullosa que él puede aportar algo al ámbito político y social, cuando llega todavía le pregunta ¿cómo te fue hoy? Y ella aún le pregunta si tiene cabeza para preguntarle cómo le fue y ve que le preocupa mucho su familia.
Por ello considera que es a partir de ese núcleo, desde la familia donde se van propagando todos estos valores, estos principios, para que desde casa se les inculquen valores y principios a los hijos.

Tabasqueña por adopción
Recuerda que conoce a Federico Madrazo desde muy joven, ella es originaria de la Ciudad de México, tiene un hermano y su papá es cineasta, su mamá es Pedagoga; ellos siempre le inculcaron la labor social.
“Desde pequeña me inculcaron servir, desde los 18 años hasta los 28 que embaracé, fui dama voluntaria en el hospital de Neurología y había un pabellón de Psiquiatría, yo esperaba los martes y jueves para ir a ayudar, complacía sacarles una sonrisa a los pacientes, eso me satisfacía, de lo que yo les estaba dando”, indicó.
Añadió que desde siempre le ha gustado servir, la vida se encargó de llevarla a Federico Madrazo, los puso en el mismo camino, por algo Federico se fijó en ella y ella se fijó en el él; ella estudié Relaciones Internacionales en la Universidad Iberoamericana.
“Yo lo conocí en la Ciudad de México, en el Colegio él iba a dos generaciones arriba que yo, en secundaria, yo tenía 14 y él 16, y desde esa edad, él muy decidido, dijo que íbamos a casarnos, y que él iba a regresar a Tabasco, porque él quería ayudar a su estado”, indicó.
Reconoce el tiempo que fueron novios, 10 años, después de casarse se fueron a Washington porque él se fue a estudiar su maestría en Políticas Públicas y mientras él estudiaba, ella se aplicó para trabajar en el Banco Interamericano de Desarrollo.
“Ahí trabajé los dos años, me fascinó, saliendo de la carrera trabajé en la Comisión Nacional de Derechos Humanos, era la relación entre las comisiones estatales y la comisión nacional, invitarlos a un congreso, ver qué problemas, de ahí empezar la política desde esa parte de trabajo social”, agregó.
Asimismo, trae a su memoria que estudió un curso de fotografía, después su Esposo la lleva a lo que era prácticamente su servicio social y decide irse a India y de ahí tomaba cosas hermosas, y aprendió muchos, ahí comprendieron, se dieron cuenta de los diferentes niveles de pobreza que hay en los países a partir de las religiones.
Tiempo después, estuvo como coordinadora de realizar Congresos a empresas socialmente responsables, donde las empresas tienen que tener ciertas regulaciones, se vinculó con lo ecológico, en donde no pueden afectar el medio ambiente, el derecho de las personas, ahí estuvo feliz, pero ahí su Esposo decidió regresar a Tabasco, “me dijo ya estoy preparado; Federico vino a Tabasco a aportar ideas, cosas nuevas para poder tener un mejor Tabasco”, recordó.
La señora Rodríguez de Madrazo se ha dado cuenta que la gente quiere mucho a Federico, donde pasa deja huella, recibe un saludo, y eso a veces le pasa que no reconozca bien a las personas, él sabe quiénes son, que hacen.
“Es la parte de Pico es muy humana, él a veces lleva a los niños a la escuela, pero escucha las noticias, me manda fotos de donde anda, me encantaría poder acompañarlo a todo, pero por los niños no siempre se puede”, indicó.

La familia
Representa el núcleo más bonito, el núcleo de vida, donde empieza uno a formar su trascendencia. Donde están presente los valores, principios, educación, el amor, aprendizaje, es el rol donde están todas las cualidades y defectos de un ser humano.

Los discapacitados
Me impulsan a ser mejor persona. Yo haría por ellos que logren ser mejores personas. Forman parte fundamental de la sociedad. Uno tiene mucho que aprender de ellos.

Los jóvenes
Estar en contacto 100 por ciento con ellos, escucharlos, entenderlos, cuando mis hijos sean grandes, tengo que tener una capacidad para poderlos entender, los hijos son transitorios, pasan. Yo fui una hija muy cuidada, primero fueron los valores, ahora tengo la capacidad de tener cuatro hijos, hay que saberlos guiarlos.

La violencia de género
Me duele me apachurra el corazón, no se vale ese tipo de maltrato, estamos en una era que el machismo, estoy en contra de la violencia en cualquier ámbito. No solo el físico, sino también el verbal, laboral.

Redes sociales
Es un instrumento básico, pero hay que saberlo manejar, pero hay que saber que nosotros no dependemos de ellos. Y que no son instrumentos para niños. A los niños el deporte, actividades recreativas.

Equidad de género
Hoy en día es algo que ya se ve, la mujer debe seguir luchando por sus causas, el hombre tiene que aprender que la mujer también tiene un papel importante en la sociedad.